Tuesday, July 14, 2009

Eres parte de ella

Primero te obligan a realizar una evaluaciones para las que no te otorgan tiempo de preparación. De acuerdo a los resultados te y asignan en uno de los cinco grupos, ninguno más especial que el otro. Pero solo a los mejores se les da la oportunidad de elegir una posición dentro de La Compañía, aunque es obtener la que se quiere, ya que los puestos suelen estar copados de antemano. Es como intentar caber en un cuarto que ha alcanzado el límite posible de personas, pero esto es de poca importancia para "ellos". Si se tiene la suficiente suerte o se habla con la gente indicada y se obtiene un puesto, las cosas se tornan borrosas.

Todo este tema de La Compañía nunca lo entendí bien, tan solo sé que te eligen para desempeñarte en algo que no es para ti, para lo que no has nacido y para lo que no tienes las habilidades necesarias. Pero a "ellos" poco les importa esto con tal de aumentar el número de empleados y convertirse en la organización mundial más grande y poderosa que alguna vez se haya visto, más allá de su utilidad o su supuesta necesidad. Pero, bueno, ¿quiénes somos nosotros para criticar un sistema que parece funcionar casi a la perfección? Yo solo quiero un plato de comida para mí y para mi familia y con eso me contento.

El precio de la conformidad humana anda medio bajo estos tiempos.

No comments:

Post a Comment

Estas son las crónicas de un soñador empedernido que ha encontrado el significado último de las cosas por venir y que decide compartir su finito conocimiento para el bien de quien decida usarlo, si primero descubre cómo y en el tiempo suficiente como para que le sea útil. El único aviso es el siguiente: ¿De qué sirve mirar el futuro cuando el presente lo determina, y este, a su vez, es determinado por el pasado?